Calentamientos de Running

Nunca se debe comenzar a realizar el entrenamiento running diario sin antes haber sometido el cuerpo a diferentes ejercicios de calentamiento y estiramiento, ya que, de no hacerse, es posible sufrir de diferentes tipos de lesiones como desgarres musculares, calambres, torceduras y esguinces, entre otras.
Una buena sesión de calentamientos de running puede ayudar a desentumecer cada músculo, además de activar el sistema cardiovascular, subir la motivación y preparar al organismo para el ejercicio que viene por delante, y estos son algunos de los ejercicios de calentamiento que se pueden realizar antes de hacer running.
Caminata progresiva
Este es uno de los calentamientos de running que resultan más comunes entre los principiantes, y consiste en simplemente comenzar a caminar suavemente para ir subiendo el ritmo progresivamente hasta llegar a un trote cómodo, el cuál debe mantenerse por unos 5 minutos.
Siempre se debe comenzar realizando movimientos muy suaves y lentos, lo que permite que las articulaciones del cuerpo se vayan desentumeciendo paulatinamente, para los entrenamientos tradicionales de una o dos horas de duración, basta con unos diez minutos de calentamiento y unos 5 de trote, pero este tiempo variará dependiendo de la cantidad de tiempo que durará la práctica.
Es importante que, para realizar este calentamiento y la posterior rutina de running, se debe utilizar zapatillas running hombre o de mujer, y es recomendable utilizar ropa hombre para running o para mujer, ya que de esta forma se podrá practicar cómodamente el deporte.
Estiramientos después de calentar
Luego de terminar este calentamiento, es recomendable realizar estiramientos dinámicos, los cuales consisten en elevación de rodillas, sentadillas, estiramientos laterales y estiramientos flexores de cadera, los cuales ayudarán a reducir la rigidez muscular y evitar lesiones como calambres o tirones.
Un ejemplo de rutina para estirar los músculos después del entrenamiento y después de correr, es realizar unas 10 repeticiones de cada ejercicio de estiramiento, con una duración de entre 15 a 30 segundos cada una, de esta forma los músculos se estirarán y tonificarán correctamente, se reducirá la aparición de agujetas (si se han realizado estiramientos que trabajen los muslos, los gemelos, los glúteos y la zona frontal del cuerpo).
Entre los ejercicios de estiramiento flexores de cadera más comunes para el running se encuentra el de acostarse en el suelo con una pierna flexionada, posteriormente la otra pierna debe alzarse de manera recta y, posteriormente, se debe estirar esta última hacia la cabeza, bien sea por si sola o ayudándose con las manos, y mantener esa posición por unos 10 segundos.
Otro estiramiento común funciona para trabajar los gemelos, y consiste en sujetar un pie, mientras se está parado, y subirlo cuidadosamente hacia los glúteos, y mantener esta posición por unos 30 segundos por cada pierna; este estiramiento puede resultar un poco complicado al principio por la necesidad de mantener el equilibrio sobre un pie, pero es realmente efectivo y beneficioso.
Al terminar la carrera

Luego de terminar la carrera se debe avanzar en caminata a ritmo rápido por unos 5 minutos e ir bajando la velocidad paulatinamente hasta que la respiración se normalice, y cuando esto ocurra se deben realizar algunos estiramientos suaves para que el cuerpo tenga un periodo de recuperación mucho menor.
Estirar al finalizar la práctica de running es fundamental para poder mantener el cuerpo a punto y evitar lesiones más adelante que impidan continuar los entrenamient

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *