Pasar de Running a maratón

Pasar de Running a maratón

Para correr una marathon, necesitas hacer la transición de corredor novato a experto. En el nivel anterior comenzastes corriendo desde 3-5 kilométros, para pasar de 5-10 y luego a correr tu mini marathon. En esta etapa comenzarás tu preparación a partir de los 15-20 kilómetros hasta conseguir tu meta. Practica con 5 meses de anticipación tranquilamente, ya que necesitarás mínimo 2 días a la semana para practicar. Te damos todas las claves a continuación.
1. Corre largas distancias los fines de semana. Construye tu rutina gradualmente desde los 15-30 kilómetros tres veces por semana y deja para el fin de semana la carrera mas larga. Esta rutina contrasta grandemente en las primeras etapas cuando practicabas para la mini marathon. En esta transición es importante concentrarte en la calidad de tu carrera. Sé consistente, manteniendo la misma velocidad en todas las prácticas desde el inicio hasta el final.
2. Corre mas despacio que el ritmo de la marathon. Entrenando a un ritmo menor que la marathon pero a un ritmo consistente se traducirá a mayor velocidad el día de la competición.
3. Entrena con obstáculos. Entrena en una colina o una cuesta empinada, aunque le resta velocidad a tu carrera, agregará fuerza y resistencia a tus músculos. También fortalecerá tu sistema cardiovascular y la expansión de tu paso al correr. Correr cuesta arriba te convertirá en un corredor de resistencia.
4. Correr colina arriba es exhausto. Es normal que entrenar para tu marathon corriendo colinas cuesta arriba sea muy extenuante. Este entrenamiento es muy demandante porque usas músculos que raramente utilizarás en una carrera plana. Sin embargo, entre mas fuerte entrenes; mas fácil te será lograr tu objetivo. Preparáte para el entrenamiento fuerte, bebe mucha agua y explota todas tus capacidades y potencial.
5. Identifica las velocidades. Entiende que el entrenamiento para una marathon requiere de un balance entre tres velocidades (carrera de resistencia, media carrera, y rápido o larga distancia) así como de una excelente hidratación y buen descanso. No importa el nivel por el que vayas, tu éxito será determinado por el tiempo y esfuerzo que inviertas en tu entrenamiento.
Una vez puedas desarrollar tu entrenamiento sin problemas y te hayas probado a tí mismo que has construído una rutina sólida en correr grandes distancias, entonces inscríbite en una marathon sin mas demoras. Escoger en cual marathon deseas correr y poner en práctica todo lo aprendido desde tu transición de carreras largas a una marathon es la mejor manera de aprovechar todo ese entrenamiento. Inscribirte de una vez, típicamente con unas 18 semanas de anticipación y obtendrás un incentivo para correrla y prepararte a un nivel más adecuado y definitivo.
Cuando decidas inscribirte en la marathon escoge una con los menores obstáculos posibles. Evita las que son en invierno o en partes altas. Escoge una situada al nivel del mar, con tiempo agradable y con personal de soporte y asistencia médica. Escoje una a tu conveniencia no en contra tuya.

Consejos finales:* Hay una variedad de planes de entrenamiento para quienes pasan de running a marathon. Estudia varias opciones para escoger el apropiado. Importante, sea cual sea el plan que elijas; que exista un apropiado descanso entre prácticas. Hay desde practicar 3 veces por semana con descanso de por medio, hasta en los que se practica los 7 días de la semana.* Incluye variedad de rutinas, correr cuesta arriba, sobre arena, interválos de velocidad, cuesta abajo, etc.* Toma mas ventaja todavía: No solamente entrena corriendo, también puedes hacer natación, bicicleta, pesas, caminatas y baile.* Equípate lo mejor posible: Cinturones de hidratación y riñoneras running no deben faltar dentro de tu equipamiento básico.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *